Fecha de publicación: 29/09/2006

Las tradicionales celebraciones de "La Vez" concluirán en octubre.

Miles de personas se han acercado hasta el mirador de la ermita de San Miguel desde que se abrió la Puerta del Perdón.

Dos vecinos de cada pueblo de Liébana han adorado el lignum Crucis desde abril

Las celebraciones de 'La Vez' concluirán la primera semana de octubre, finalizando una costumbre antiquísima que consiste en que dos vecinos de cada pueblo lebaniego acuden al Monasterio de Santo Toribio de Liébana para adorar y venerar al Lignum Crucis, en un turno rotatorio desde el pasado mes de abril. Si importante es 'La Vez' para los lebaniegos, más lo es pertenecer a la Cofradía de la Santísima Cruz, fundada en el año 1181 por los obispos Juan, de León, Raimundo II, de Palencia, Rodrigo, de Oviedo, y Marino, de Burgos.

Fue creada en un principio para designar a un sacerdote que cantase diariamente misa por los cofrades vivos y difuntos. En la actualidad cuenta con gran número de cofrades repartidos principalmente en Liébana y en otros puntos de la geografía española y del extranjero. Seis de los cofrades activos tienen la obligación de asistir, todos los viernes y el día de la festividad de La Cruz a la procesión del Lignum Crucis, llevando el palio y la luminaria de la compañía. En los primeros tiempos, los vecinos solían llegar en ayunas, saliendo a media noche de sus pueblos y caminando descalzos para llegar de madrugada al Monasterio.